Blog

Psicología positiva

La psicología positiva te enseña a ser feliz

La Psicología Positiva consiste en enfocar la terapia hacia los aspectos positivos de la vida, hacerlos más visibles y fortalecerlos frente a las dificultades inherentes a la vida. No sólo eliminar aquello que nos impide avanzar sino potenciar y apreciar lo que nos permite disfrutar de la vida. Es la búsqueda de la felicidad por medio de técnicas que reducen la frustración y acercan a la autorrealización.
La psicología tradicionalmente se ha dedicado a tratar desórdenes mentales y a acercar a la normalidad a personas que sufrían. Manteniendo estos campos, la Psicología Positiva trata de acercar a la gente, a los que sufren y a los que no, hacia la meta de la felicidad.

La búsqueda de la felicidad puede que sea el mayor reto y el fin último del ser humano. Desde que el hombre tiene conciencia, ha buscado la felicidad de infinitas maneras y ha seguido las enseñanzas de aquellos que vislumbraron ese estado ideal.

Pues bien: la felicidad no es solo un concepto, un ideal inalcanzable; no tiene por qué llegar en el ocaso de la vida; no estamos condenados a ver su sombra, su reflejo. Podemos alcanzar la felicidad. Tú puedes ser feliz, en el sentido pleno del término.

 Esto, por supuesto, no significa que desaparezcan los problemas y las dificultades. La felicidad consiste en experimentar un estado de alegría y realización, pero no de una manera imaginada al margen de la realidad sino enraizado con nuestra propia vida, con las cosas buenas y con las malas. Porque es un componente de la felicidad comprobar que somos capaces de superar los retos o las dificultades y que en ese proceso de superación nos sentimos bien, no sólo cuando hemos alcanzado la meta.

Es importante entender que la felicidad no es un estado ilusorio de ceguera de la realidad. Es incluso probable que la tristeza, los problemas, las dificultades… sean una condición para poder experimentar la verdadera felicidad. Porque lo que sentimos cuando todo marcha, es más bien satisfacción.

La felicidad más plena consiste en ser capaces de experimentar una alegría profunda que emerge por encima de los problemas y las desdichas y que calienta y colorea nuestra vida y la manera que tenemos de percibir el mundo y a nosotros mismos.
Esta felicidad no es solamente una meta sino también un motor.

En el Gabinete de Psicología Sian integramos los principios de la psicología positiva en la terapia cognitiva, de tal manera que no sólo reduciremos su malestar, sino que trabajaremos activamente por mejorar su sensación de bienestar global, ya que este sentimiento es un poderoso motor de progreso personal y terapéutico.

Comparte esta entrada

Ir arriba