Blog

Coronavirus y niños/as

los niños también deben seguir las indicaciones sanitarias ante el coronavirus

Ante los cambios drásticos en la vida de nuestros hijos no podemos no informar, adecuando la información, de lo que está pasando. Los niños son capaces de entender y asumir si se les explica bien, y aunque no demos demasiados datos para no inquietarlos, sí debemos responder a sus dudas y tranquilizarlos generando un ambiente donde puedan sentirse seguros (esto supone evitar que nos vean desbordados por la situación, o que oigan discusiones sobre el tema o datos muy dramáticos). Favoreced que se pueda hablar de este tema para que no se vuelva tabú. Es mejor saber si están preocupados a evitar hablarlo y no resolver dudas o tranquilizar. Estad atentos a sus reacciones porque para ellos también es una situación extraña.

Explicadles cómo se produce el contagio y cómo prevenirlo, haciendo hincapié en el lavado de manos y en toser sobre el interior del codo.

Haced que se sientan protagonistas contándoles cómo ellos pueden ayudar a que otras personas no se pongan malitas quedándonos en casa unas semanas. Indicar los síntomas conocidos y que afecta más a personas mayores o con ciertos problemas de salud previos. Si no tenemos todas las respuestas, sed sinceros, quizás podamos buscar respuestas juntos. Evitad hacer referencia a las personas que están muy enfermas o han fallecido.

Hacedles partícipes de la organización de su nuevo horario de actividades en casa para estar ocupados y contentos, diferenciando el tiempo de “clases” del de ocio, para seguir un ritmo similar al habitual.

ya que pasaremos mucho tiempo en casa podemos aprovechar para disfrutar en familia

Fomentar su participación en las iniciativas para apoyar al personal sanitario y otros, destacando su importante labor, siempre, pero en especial estos días. Se puede aprovechar para reforzar muchos buenos valores como la solidaridad, la empatía, la amistad y el cariño, el respeto, la organización, etc.

Ayudadles a mantenerse conectados con amigos y familia a través del teléfono, videollamadas, etc. y transmitidles la importancia del acompañamiento emocional a personas que se encuentran solas.

Mostrad cuidado en cómo nos relacionamos con otras personas, evitando las conductas de rechazo o discriminación. Nuestro temor puede hacer que nos comportemos de forma inadecuada, rechazando o discriminando a ciertas personas.

De igual manera, cuidad vuestras expresiones emocionales, mostrad calma para que perciban seguridad. Recordad que somos modelos para ellos, más con lo que hacemos que con lo que les decimos que hagan.  Y cuidad que no accedan solos a fuentes de información, que además muchas veces son incorrectas o incompletas.

Sacad algo positivo de este periodo de confinamiento obligado y conectad con vuestros hijos, aprovechad a disfrutar de ellos, y contagiaos de su alegría natural.

Comparte esta entrada

Ir arriba